Hablar de Bestia Bebé siempre son palabras mayores, y más cuando se están convirtiendo en una de las grandes bandas de rock alternativo de Argentina de los últimos años: siguiendo la estela de El Mató a un Policia Motorizado, se han convertido junto a Las Ligas Menores en la Santísima Trinidad del nuevo sonido de guitarras al otro lado del Atlántico.

Nacida en el barrio porteño de Boedo a fines de 2011, Bestia Bebé es la banda formada por Tom Quintans (guitarra), Polaco Ocorso (batería), Chicho Guisolfi (bajo) y Boui Vilche (guitarra) que, a lo largo de estos años, ha conseguido hacer algunas de los mejores hits de guitarras en castellano: canciones nostálgicas, directas, frescas, y con unos estribillos a la yugular, marca de la casa, para entonar con el puño en alto. Ahora, tras varias giras por Latinoamérica y por Europa, vuelven para presentar su nuevo largo, “Gracias por nada”, editado por Discos Laptra en Argentina y Sonido Muchacho en España. Vuelta a las guitarras, a Nick Drake, a The Strokes, al punk rock argentino de los 90, al indie platense de los 2000, a los amigos, al barrio, al fútbol, a los animales, y al amor. Y vuelta a los himnos, que hay muchos.